top of page
  • bivid

PROTÉGETE DE LOS VIRUS INFORMATICOS


Si no conoces al remitente de un correo, no hagas todo lo que te pide: podría bloquearte el negocio para pedirte un rescate.

Es necesario conocer cuáles son las amenazas cibernéticas más importantes a tener en cuenta, y las implicaciones y consecuencias que se derivan en el entorno empresarial. Será fundamental aplicar buenas prácticas en la gestión TI para minimizar los riesgos e integrar a personas, procesos y tecnología involucrados dentro de la empresa.


El dato

Casi el 50% de los ciberataques aprovechan el factor

humano por vulnerar las defensas empresariales.



La clave

Las diversas variantes de software malicioso suponen una amenaza para el ecosistema de negocio. Para hacer frente y estar al máximo de protegido, es de vital importancia tener claras las implicaciones y las consecuencias a las que nos exponemos en nuestra empresa o en nuestro ámbito de trabajo.


A fondo

Cuando nos enfrentamos directamente a palabras como 'software malicioso' (malware) o 'rescate', éstas pueden llegar a convertirse en un auténtico quebradero de cabeza para nuestro negocio o nuestra empresa.


Los efectos que un caso de infección tecnológica tiene sobre un negocio pueden llegar a ser catastróficos y pueden poner en peligro el futuro del proyecto o parte importante de la estructura si no tenemos un plan de contingencia claro y poderoso para reaccionar. Por eso es importante proteger todos los datos sensibles de cualquier malware o de cualquier intrusión de terceros con fines delictivos. Disponer de las protecciones y soluciones disponibles en el mercado que anulan (o, al menos, minimizan) la acción de estos incidentes será de gran ayuda.


Da igual si hablamos de una gran como de una pequeña empresa, incluso de un autónomo sin trabajadores en su cuenta: es necesaria una cultura de ciberseguridad sólida en el ámbito de negocio. El objetivo es claro: garantizar la continuidad y proteger la información más sensible.


En una situación como la que hemos vivido en los últimos meses, con un gran aumento del teletrabajo, a menudo con equipos caseros que no se utilizaban para temas laborales, la precaución y prevención deberían también incrementarse. En este sentido, las empresas deberían fomentar la concienciación de sus trabajadores. Un escape o una pérdida de datos puede producirse a través de cualquier dispositivo que contenga archivos de la empresa, y el software malicioso busca el eslabón más débil.


Los primeros datos de ataques provocados por malware en tiempos de confinamiento, por ejemplo, demuestran que a las empresas les queda camino por correr en cuanto a la formación y concienciación de los empleados, y también a la hora de diseñar una estrategia clara para respecto a la gestión de la cultura de ciberseguridad.


Hay clases de software malicioso. Posiblemente has oído hablar de los troyanos, de los virus, de los gusanos… En el Glosario encontrarás algunas variantes y qué consecuencias pueden tener sus infecciones. Tener actualizados los dispositivos de trabajo, instalados antivirus, y tener cuidado con los correos que abrimos son algunas de las buenas prácticas que pueden servir de barrera a estos ataques. Igualmente, también es importante disponer de copias de seguridad, una herramienta muy eficaz en caso de que las infecciones de malware nos hagan perder una parte o la totalidad de nuestros archivos y datos.


Una amenaza llamada ransomware


Pero si un malware hace estragos en el sector empresarial (y también en el público), éste es el llamado ransomware. Se trata de una palabra de origen anglosajón (ransom, rescate, y ware, software). La forma más habitual que utiliza para introducirse en los dispositivos es a través de un archivo adjunto o un enlace atractivo en un correo electrónico. También es posible que se expanda por páginas web de origen no certificado, actualizaciones de sistemas e incluso programas previsiblemente fiables. El impacto sobre las estructuras tecnológicas es devastador, puesto que encripta los archivos y los ciberdelincuentes aprovechan para pedir un rescate a cambio de la desencriptación.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page